viernes, 30 de marzo de 2018

Varias cosas


Hola a todas, Aunque ya está acabando marzo, es mi primera entrada del año y es que la pereza está pudiendo conmigo. No encuentro momento de ponerme a hacer una entrada aunque por otra parte tampoco quiero abandonar el blog, así que ahí andamos, digo yo que será pasajero porque sigo pasando muy buenos ratos entrando en vuestros blogs y viendo lo que hacéis.

Así que de un tirón voy a poner lo que he hecho en este tiempo y he empezado por lo me más me gusta , que es para mí y es una funda de gafas, en telas japonesas.


Aplicación a puntada escondida y por el reverso hexágonos.







Un día me dio por seguir reciclando botes de la leche de Vega.


Y pintando el fondo y con servilletas que tenía hice estos decoupages que aproveché para la cocina
En el cajón no se ven pero quedaron ordenados y con un vistazo encuentro lo que busco.


Otro modelo de bolsa para las pinzas, que me gusta más que otros que hice




Otro delantal para regalar



Vega iba necesitando ya un porta gomas, horquillas y demás accesorios del pelo y salió ésto.

que por el otro la es así y se puede recoger y llevar


Está instalado en una puerta por dentro del armario y es cómodo para ver todo de un vistazo


También para ordenar juguetes y cosas de Vega, me entretuve armando y tuneando estas cajas de ya sabéis dónde...





Lo demás son cositas personalizadas para niñ@s, 
Una gran toalla para que Jimena aunque crezca la siga usando




Un bolso de maternidad para África que le enseñé a hacer a su abuela y que quedó así de bonito.
Por un lado, con un abecedario de corazones con su inicial, que encontré en Pinterest y por el otro lado bordada





Un babero para Nicolás


Y camisetas para cumpleaños








Y ya me despido con los carteles para los baños de un restaurante. Para los hombres el bigote y las mujeres los labios.  el del nombre "baños" para la puerta que da acceso a las otras 2. ¿qué os parece? 
Las maderas, plantillas y papel son  de Lucía
Para quien no conozca su blog, pinchad en el enlace.

Un beso para quien haya llegado hasta aquí.







jueves, 28 de diciembre de 2017

Segundas oportunidades


Ahí va la última entrada de este año. Es evidente que no publico con frecuencia pero tampoco quiero abandonar el blog, así que en el Año Nuevo, de vez en cuando, estaré por aquí, unas veces compartiendo lo que haga y otras visitándoos. Será un placer seguir viendo vuestros trabajos y seguir aprendiendo de todas.
Hoy se trata de cositas hechas reciclando. Para dar salida a tantos trozos que guardamos, restos de otros trabajos.
Por ejemplo con telas rojas una bota de Navidad. Sin comprar NADA.


No quedó tan mal, no?




El segundo reciclaje, un vestido infantil, pasado de moda y que había visto en Pinterest la idea de mezclar tela y lana.
No soy experta en punto y quería probar.


Siguiendo con el color rojo tan navideño, descosí el vestido ya que el talle no me gustaba y tejí otro en lana.


Con alfileres fui uniendo a la tela y tachán, tachán...salió ésto.
Un nuevo vestido que quedó así por delante...


Y así por detrás


Como veis, con la tela que deseché, hice los adornos (yo-yo de delante, lacitos de atrás, del pelo y percha)
Y así le queda a Vega mi reciclaje.




Para acabar con la caja de los bordes de telas que tenía desde hace tiempo (yo lo guardo casi todo)
fui uniendo unas a otras 


hasta formar dos cuadrados


para hacer un pequeño cojín la mar de cómodo para sostener el ebook


Le planto encima de mis piernas y con las gomas no se mueve. A mí me resulta práctico y tengo las manos libres.


Con otros pequeños trozos...


Se puede hacer un pequeño monedero


O unos pequeños cojines térmicos




Y por último una idea para aprovechar todos esos pintalabios que hemos gastado pero que dentro aún queda. Pues con un palillo se saca , se echa en un tarrito, se mezcla con vaselina y al microondas. Lo sacas, remueves que mezcle  y...


Todo queda fundido y al enfriar se queda sólido. Si no te importa el color que salga, tienes un nuevo pintababios. 


Pues ya está todo por hoy.
Os deseo lo mejor para el 2018.


viernes, 10 de noviembre de 2017

Restaurando otra máquina de coser


Han pasado 3 años desde que restauré la primera y no encontraba el día de ponerme de nuevo. Ese primer día da mucha pereza coger la lija y no saber por donde empezar pero a partir del segundo ya una se va animando porque vas viendo la labor y la diferencia.


Así estaba la pobre  de abandonada. Más el mueble que la Singer.


Así que manos a la obra



Qué agradecida es la madera, ya veis cómo se va notando el cambio


Ya está todo lijado, ha pasado lo peor. 
he dado un tinte color roble y pintado las patas



La máquina la limpié bien de grasa y demás suciedad y con un ligero retoque fue suficiente



Los cajones 


parecen otros



Como no se esconde debajo ni tenía tapa, decidí hacerle una



Unos hexágonos y un bordado ...


Y éste es el resultado


Al menos no cogerá polvo



Por detrás

Cose de maravilla pero con mi madre, se ha quedado a vivir con ella, que está encantada porque es mejor que la suya.


Yo de momento necesito unas prácticas. Por ahora he aprendido a enhebrarla pero todo se andará.

Hasta la próxima.